¿Izquierda... esta bazofia?

publicado el 21 de agosto de 2006 en «Milenio Diario»
columna: «la calle»

 

"Pinche judío de mierda. Regrésate a tu país para seguir asesinando libaneses, que es lo único que saben hacer los judíos. México sólo les sirve a ustedes para exprimirlo, para robarlo, para explotarlo. Fuera de México todos los judíos y descendientes de Judas Iscariote. Ojalá y en el viaje te acompañen Santiago Levi, Esdra Schabot (sic), Castañeda, Denise Maerker, Denise Dresser, todos judíos detestables. Ojalá y no tarde en aparecer otro Hitler para terminar de hacer su tarea. Según ustedes, fueron las víctimas del exterminio y ahora son los terroristas del mundo, sobre todo los judíos yunquistas y lamesuelas de Fox y Calderón".

Es un correo enviado a Leo Zuckerman, quien escribe en Excélsior, por sus críticas a López Obrador. Poco le preocupa al descerebrado autor ser él quien coincide fielmente con el Yunque, organización de ultraderecha pronazi, que pide exactamente lo mismo que el anónimo autor del correo, y con los mismos "razonamientos": fuera de México los judíos, porque son la causa de todos los males del mundo. Ni perturba su lógica que el país de Zuckerman sea México, como el de Marx o Einstein, otros judíos, era Alemania, y el de Freud, Austria; ni que el conflicto palestino-israelí se deba, precisamente, a que la ultra palestina niega que Israel sea el país de los judíos y exija su desaparición. Pero el tipejo no está solo: en sus tiempos de senadora por el PRD, la encueratriz Irma Serrano plantaba su figura, negativo exacto del ideal ario de belleza, en la Cámara de Senadores portando una enorme cruz gamada recubierta de joyas. Indignante en cualquiera, ridícula en ese cuerpecillo rechoncho y minúsculo. La ex amante del presidente Díaz Ordaz, obvia carne de horno crematorio como "raza inferior" si hubiera debido pasar inspección racial nazi, afirma lo mismo que el anónimo descerebrado: que su única crítica a Hitler es la de haber dejado demasiados judíos vivos. Parece que la tesis pulula en el PRD.

Que una mujer de tan escasas luces exprese el ideal yunquista no habría importado, de no ser porque el partido de la "izquierda" la hizo senadora de la República y, peor aún, en el Senado nadie fue capaz de levantarse y salir cuando ella aparecía ostentando con descaro el símbolo de una potencia con la que México estuvo en guerra.

No olvidemos, tampoco, los insultos antisemitas de un priista y viejo charro sindical, ahora oootro neoperredista más, Vega Galina, contra Santiago Levi, cuando el conflicto entre el sindicato y la dirección del IMSS. Como los linchamientos, también las pintas antisemitas fueron banalizadas por López Obrador. Podríamos emplear la nueva expresión encontrada por el vocero del PRD para otros actos acometidos por sus hordas y rufianes: "Son divertimentos". Pregunten ustedes a los capitalinos cuán divertidos están.

Aguascalientes

A imitación de la Convención de Aguascalientes, que reunió a los jefes revolucionarios a finales de 1914, aquel otro héroe de la izquierda universitaria y de muchos intelectuales, el hoy ignorado Marcos, llamó a una Convención Nacional Democrática a la que llamó "Aguascalientes". Se reunieron delegados en la selva, discutieron, arreglaron el mundo y mataron al imperialismo. Los "Aguascalientes" se multiplicaron. Hoy nadie los recuerda: ni a los participantes ni sus sesudas ponencias ni sus resoluciones finales. Son basura. El mismo final tendrá el "Aguascalientes" de Bloques Obrador, nuestro nuevo Eulalio Gutiérrez (nombrado presidente por la Convención), citada para el 16 de septiembre, en abierta provocación al Ejército: es que se muere de ganas de que le maten una buena decena para así repoblar sus carpas vacías: hay más carpas que gente.

Recordatorio: al regente Manuel Camacho, nombrado por el presidente Salinas, lo hartamos los manifestantes de izquierda que un día afirmábamos haber llevado un millón al Zócalo y otro día 800 mil. En respuesta mandó medir la plaza de lado a lado y calculó cuatro personas por metro cuadrado. No caben más. Así obtuvo un número inmutable mientras no se recorra la Catedral: 110 mil personas en un Zócalo abarrotado. Números de Manuel Camacho, jefe de campaña del nuevo Eulalio Gutiérrez. Recuérdenlos al contar "delegados" al próximo "Aguascalientes".

El príncipe

"... Es regla general, y que no falla nunca, que cuando un príncipe no es prudente por sí, no puede ser bien aconsejado..." Lo supo Maquiavelo hace 500 años.

 

la talacha fue realizada por: eltemibledani
 

1944 - 2016

 

 

ÍNDICE DEL BLOG

milenio diario

la crónica de hoy

la jornada

revistas

misceláneo

 

etiquetas:


pasaron por aquí

están en línea


la plantilla de este blog es el "pizarrin" donde, durante sus ratos de ocio, eltemibledani hace sus pininos modificando el xhtml fuente.

elsacaborrachos

páginas vistas