Justicia en cápsulas

publicado el 10 de abril de 2006 en «Milenio Diario»
columna: «la calle»

 

1. Hugo Alberto Wallace fue secuestrado en la ciudad de México en 2005. Su madre, María Isabel Miranda, investigó por sí misma, interrogó vecinos, vigiló viviendas, dio con la banda y detuvo, ella, ayudada por uno de sus hermanos, al cabecilla de los plagiarios, armado y ex comandante judicial. Lo entregó a policías que pasaban papando moscas. Cuando la acusación quedó en simple posesión de arma de uso exclusivo del Ejército, pagó de su bolsillo espectaculares en el Distrito Federal con el nombre y la fotografía del cabecilla, el ex policía César Freyre, luego las de sus secuaces. Buscaba nuevos denunciantes.

Hoy, Freyre está detenido en La Palma, penal dependiente del gobierno federal, pero la acusación por el secuestro y homicidio de Hugo Wallace corresponde a la procuraduría capitalina. En lo que eso ocurre, la señora busca a los demás plagiarios y está recibiendo amenazas de muerte, entre ellos uno firmado por "Brenda, quien mató a tu pendejo hijo." No la doblegan. Pero no contaba con la procuraduría capitalina...

Mientras la Procuraduría General de la República ha arraigado también a la madre y hermana del líder de secuestradores, César Freyre, a éstas por extorsión contra un comerciante, la procuraduría local perredista dio entrada a una demanda por "difamación y daño moral" que la susceptible famiglia Freyre presentó contra la madre de Hugo Wallace. El buen nombre de los Freyre, se lamentan, no ha sido dañado por tres detenidos y un muerto por el narcotráfico, hermano del secuestrador, sino por el espectacular de María Isabel Miranda.

Quizá me equivoco, pero no he visto la solidaridad con esta madre, capaz de localizar y aprehender a un ex judicial patibulario, de esa otra madre con hijo asesinado, Rosario Ibarra, madre de un guerrillero muerto por la policía o por el Ejército hace 30 años. Es que la campaña para senadora no le deja tiempo a Ibarra de Piedra, quien va al lado de José Guadarrama, el priista organizador de fraudes contra el PRD y acusado por este partido de ser autor intelectual en el asesinato de perredistas, hoy candidato a senador... por el PRD. Repito, quizá me equivoco, pero no la he visto junto a esta madre temeraria. Tampoco a otras "luchadoras sociales."

2. Emilio Álvarez Icaza, presidente de la Comisión de Derechos Humanos del DF, llama "extraordinariamente graves" las violaciones del GDF contra le empresa española Eumex, cuyos dirigentes han sido detenidos y hasta los empleados recibieron culatazos. Eumex ganó una de las escasas licitaciones del gobierno capitalino. Y eso no se perdona. La persecución es feroz y ya llegó hasta las lesiones a trabajadores.

3. Dos periodistas del diario Crónica fueron aprehendidos en el DF por denunciar que el diputado del PRD, Rafael Hernández Nava, construye su gran mansión sin las licencias correspondientes y con la complicidad de la delegada, también perredista, Leticia Robles, a quien, por cierto, René Bejarano dijo haber entregado aquellos fajos de dólares que lo vimos embolsarse en televisión. Los periodistas, invitados al acto en que se iba a clausurar la construcción del diputado, fueron acusados de hacerse pasar por autoridades.

4. Tampoco les ha ido bien a los propietarios de los predios llamados Paraje San Juan y El Encino en sus respectivos conflictos con las autoridades del gobierno capitalino. Al dueño del Paraje, Enrique Arcipreste, a quien ya el GDF comenzó a pagarle los 60 millones en que quedó su terreno expropiado, primero lo persiguieron hasta conseguir su detención en Cuba (como a Carlos Ahumada). La procuraduría perredista acusó a Arcipreste de intento de fraude. Ahora comenzó a pagarle. Y sin disculpas.

5. Carlos Ahumada pagaba sobornos a René Bejarano, secretario particular del hoy candidato presidencial perredista, para agilizar sus pagos por obra realizada para el GDF, pagos una y otra vez retenidos. Quien recibía los sobornos, Bejarano, está libre y conduciendo las huestes de ambulantes, taxistas piratas y panchos villa, fuerzas de choque en la campaña del PRD. Quien debía someterse a la extorsión, Carlos Ahumada, no sólo continúa en la cárcel, sino incomunicado y privado de los derechos que no pierden ni los peores delincuentes. Una vez más, los "luchadores sociales" callan.

 

la talacha fue realizada por: eltemibledani
 

1944 - 2016

 

 

ÍNDICE DEL BLOG

milenio diario

la crónica de hoy

la jornada

revistas

misceláneo

 

etiquetas:


pasaron por aquí

están en línea


la plantilla de este blog es el "pizarrin" donde, durante sus ratos de ocio, eltemibledani hace sus pininos modificando el xhtml fuente.

elsacaborrachos

páginas vistas