Se puede reparar un corazón roto

publicado el 08 de enero de 2006 en «Milenio Diario»
columna: «se descubrió que...»

 

Células derivadas de células madre cardíacas pueden reparar el daño producido por un ataque al corazón. Los resultados fueron presentados por investigadores ante la sesión anual en Dallas de la American Heart Association. Prueban cómo es posible desarrollar estructuras multicelulares esféricas, llamadas cardioesferas, que expresan las propiedades del tejido cardíaco, el músculo liso y las células de los vasos sanguíneos.

Células cultivadas en laboratorio a partir de estas cardioesferas e inyectadas en corazones de ratones a quienes se había provocado un ataque cardiaco, migraron directamente hacia el tejido dañado y lo regeneraron. Así los corazones volvieron a bombear sangre de manera normal.

"Los hallazgos podrían ofrecer a pacientes la posibilidad de emplear sus propias células troncales o madres para reparar el tejido dañado luego de un ataque cardiaco, o regenerar músculo debilitado a causa de falla del corazón, quizá evitando así la necesidad de trasplantes", dice Eduardo Marbán, autor principal de los dos estudios presentados y profesor en The Johns Hopkins University School of Medicine. "Empleando las propias células madre de un paciente, en vez de las de un donador, no habría riesgo de disparar una respuesta inmune que pudiera causar rechazo", concluye Marbán. Contacto: David March, Johns Hopkins Medical Institutions.

Regeneración de neuronas

Siempre se había creído que las neuronas, las células activas del cerebro y el sistema nervioso, no se regeneraban. Pero investigaciones recientes han mostrado que, ya bien entrada la edad adulta, aún se añaden nuevas células a ciertas áreas del cerebro, entre ellas algunas involucradas en la memoria y en el sentido del olfato. Un equipo de investigadores ha mostrado que los precursores neurales, las células madre o troncales, pueden ser inducidas a formar neuronas en la corteza cerebral, la estructura con más alto nivel del cerebro. El estudio en cuestión se diseñó para investigar si las nuevas neuronas olfatorias generadas simplemente remplazaban viejas neuronas o jugaban un papel distinto en el aprendizaje y la memoria.

"Nuestros resultados muestran que estas nuevas neuronas tienen mucha plasticidad y pueden contribuir a importantes funciones de aprendizaje y memoria, lo cual sugiere que otras nuevas neuronas podrían ser capaces de funcionar en otras partes del cerebro", dice Sanjay Magavi, quien condujo el estudio en el laboratorio de Jeffrey Macklis. "En algún momento podríamos ser capaces de redirigir células cerebrales precursoras o células madre para hacer otros tipos de neuronas en regiones del cerebro que normalmente no se regeneran."

Macklis advierte que "Nuestros experimentos muestran cómo nuevas neuronas pueden unirse a circuitos cerebrales y funcionar de formas complejas, contribuyendo al aprendizaje, la memoria y potencialmente a la función motriz, y que podríamos necesitar reentrenar al cerebro para usar de manera efectiva estas nuevas neuronas."

El reporte aparece en el número del 16 de noviembre del Journal of Neuroscience. Colaboran investigadores del Massachusetts General Hospital, la Harvard Medical School y el Center for Nervous System Repair. Contacto: Sue McGreevey, Massachusetts General Hospital.

Estructura cerebral que inhibe el miedo

La relación entre el tamaño de una cierta estructura cerebral y la habilidad para recuperarse de experiencias traumáticas también influye la personalidad general. Previos hallazgos ya habían mostrado que una área cerebral llamada corteza media orbitofrontal es más gruesa en personas que pueden controlar mejor sus respuestas emocionales ante memorias desagradables. Nuevos estudios prueban ahora que quienes exhiben mejor inhibición del miedo también califican más alto en medidas como extroversión.

"Esta es la primera vez que alguien ha buscado la posible relación entre rasgos de personalidad con estructura cerebral y extinción del miedo", dice Mohammed Milad, coautor del estudio.

El reporte aparece en el número del 28 de noviembre de NeuroReport. Contacto: Sue McGreevey, Massachusetts General Hospital.

 

la talacha fue realizada por: eltemibledani
 

1944 - 2016

 

 

ÍNDICE DEL BLOG

milenio diario

la crónica de hoy

la jornada

revistas

misceláneo

 

etiquetas:


pasaron por aquí

están en línea


la plantilla de este blog es el "pizarrin" donde, durante sus ratos de ocio, eltemibledani hace sus pininos modificando el xhtml fuente.

elsacaborrachos

páginas vistas