Marcos: PRD y narcotráfico

publicado el 27 de junio de 2005 en «Milenio Diario»
columna: «la calle»

 

En su último comunicado, Marcos enlista, entre los que burlonamente llama "errores tácticos" del PRD, el de su "alianza con el narcotráfico en el DF". Parecería una acusación salida de la imaginación selvática del "subcomandante", si no hubiera otros elementos apuntando en el mismo sentido. Y no son pocos.

En primer lugar, Marcos lo dice respecto del PRD, no del PRI ni del PAN, a los que ataca sin piedad ni miramientos. Con el PRD, en cambio, ha tenido siempre el trato que se dispensa a los simplemente equivocados. En segundo, Marcos en sus ataques emplea casi siempre argumentos de tipo ideológico, cuando no simples insultos como los apodos que, por pura antipatía, asesta a quienes desea poner en la mira de la prensa afín al EZ: el PAN es nostálgico de Maximiliano, el PRI es todo lo que los manuales marxistas ilustran, etcétera. Nada nuevo.

En este caso, Marcos no llama "reformista" al PRD ni lo acusa de caer en el juego de la burguesía represora. No: lanza una grave y concreta acusación: en el Distrito Federal el PRD está aliado con el narcotráfico. No da elementos, pero no acostumbra darlos en ningún caso. Aunque los hay y están en toda la prensa.

El más aterrador de estos factores es un número: en los últimos cuatro años de gobierno perredista, el narcomenudeo se ha incrementado en la Ciudad de México 762 por ciento. Los números desastrosos suben siempre 10, 15 por ciento. Pero tenemos que por cada kilo de droga que se consumía en el año 2000, ahora en el DF no se consumen 150 gramos más, sino casi ocho kilos. Y no pasa nada.

Desde el 4 de marzo, Reforma publicó el número: 762 por ciento el incremento de la venta de droga en el DF, alertó el subprocurador Gilberto Higuera Bernal. El 3 de junio, en el mismo diario, reapareció el número en un documento de la PGR dirigido a la Comisión de Seguridad Pública de la Cámara de Diputados que añade: "El secretario de seguridad pública local (del DF) informó que se ha triplicado el número de expendios de droga; es decir, mensualmente se distribuye una y media toneladas [18 toneladas al año] de estupefacientes en 2 mil 111 puntos de venta".

Con el narcotráfico viene la guerra de las bandas por el botín, por la clientela: sólo en tres días de la semana antepasada hubo 15 asesinados en el DF. A la siguiente fue asesinado el subprocurador que había decomisado en el aeropuerto capitalino 320 kilos de coca y 20 kilos de heroína. El nivel son ya, pues, los cientos de kilos en una sola entrega. De ahí que el total llegue a las toneladas. Y el gobierno capitalino todavía no se entera... como tampoco se enteró de los viajes a Las Vegas de su secretario de Finanzas... ni del auto de más un millón de pesos en que llegaba a trabajar (cuando no estaba jugando en el Bellagio), y no se enteró tampoco de que el secretario particular del alcalde, René Bejarano, recibía miles de dólares de un contratista.

Son demasiadas toneladas para no enterarse. Añadamos el riguroso secreto con que se manejan las finanzas del DF, la norma que -para salvar la ley de transparencia que obliga a informar, a quien sea que pregunte- hace secretos por diez años todos los datos acerca de la obra pública en la capital. La entrega de obra sin licitar, sin concurso alguno. Y los datos, dos, más curiosos: luego de la detención de Ponce, el jugador secretario de Finanzas, escondido en territorio y casa perredista y localizado por la PGR, resultó que las transacciones por miles de dólares realizadas en casas de bolsa, las facturas por otros miles de dólares en gastos de hotel, el auto de 100 mil dólares... no habían producido en las finanzas del Gobierno del DF ningún faltante: Ponce viajaba cada 15 días, se hospedaba en uno de los hoteles más caros del mundo (donde ya era VIP), se compraba autos de millonario... con su sueldito. Eso nos dice la Contraloría del DF cuando afirma que no hay faltante alguno. O mienten o... ¿cómo rellenaban el agujero? ¿Como dice Marcos?

Y el segundo dato: cuando una madrugada de iluminación el arcángel San Gabriel le susurró al oído a quien ya saben: "Para llegar a la Presidencia, comienza por hacer algo muy aparatoso, como un segundo piso al Periférico...", resultó que no se podía construir porque la Asamblea Legislativa nunca había contemplado tal proyecto en el presupuesto del DF, no había estudios, ni siquiera planes porque el secretario de Obras, César Buenrostro (el que le regaló el reloj Tiffany's de 80 mil pesos a su jefe), ni siquiera estaba enterado... Sí, el secretario de Obras.

Y todos sabemos el final: lo construyó. Sin proyecto, pasa: así hace todo; pero ¿cómo lo hizo sin presupuesto? Es una pregunta que nunca ha respondido el jefe de Gobierno. Marcos da un indicio: ¿por qué motivo habría de cometer el PRD el "error táctico de la alianza con el narcotráfico en el DF"? ¿Porque son narcos en el PRD? No, no lo son. Porque desean el poder, a cualquier precio, eso sí: ¿alguien lo duda? Si lanzaron de candidato a gobernador un priista acusado de asesinar perredistas, ¿qué más pueden hacer? ¿Qué ignominia no han cometido para alcanzar una gubernatura? ¿No era una de las gentes más siniestras del PRI quien hicieron gobernador de Nayarit? Y de ahí saltó a que Pablo Gómez lo llame cariñosamente "Toño". Hicieron senadora a la amante de Díaz Ordaz, senadora de la República una cantante de ranchero cuya fortuna no hizo vendiendo discos.

¿Qué más? ¿A qué más están dispuestos? A todo, lo que sea. Pero quieren la Presidencia y no se detendrán en pelillos. Tienen la ventaja de los iluminados: el fin justifica los medios porque son ellos. En cambio, el PRI ya había perdido esa fe en sí mismo, ya lo teníamos convencido de su falta de democracia y de su autoritarismo. En corto aceptaban: "Sí, pues, pero ya...". En cambio, discutir con los iluminados del PRD y sus devotos es como dar argumentos a guardias rojos en plena Revolución Cultural china.

Genocidio

La Fiscalía especial encargada de perseguir los delitos del pasado insiste en que el 10 de junio se cometió genocidio porque se buscaba "exterminar a un grupo nacional". Ese grupo nacional, dice, eran los dirigentes sociales de 1968 y 1971 (más o menos los mismos). Pero no veo cómo pueda explicar que el Ejército nos aprehendió a todos los dirigentes el 2 de octubre, nos tuvo encarcelados e incomunicados en el Campo Militar No. 1 (y cometió el delito de privación ilegal de la libertad, sin duda), nadie sabía de nuestro paradero, nuestras familias nos dieron por muertos. Y... salimos vivos todos. Todos. Los genocidas nos soltaron.

 

la talacha fue realizada por: eltemibledani
 

1944 - 2016

 

 

ÍNDICE DEL BLOG

milenio diario

la crónica de hoy

la jornada

revistas

misceláneo

 

etiquetas:


pasaron por aquí

están en línea


la plantilla de este blog es el "pizarrin" donde, durante sus ratos de ocio, eltemibledani hace sus pininos modificando el xhtml fuente.

elsacaborrachos

páginas vistas