Hablando por celular manejas como anciano

publicado el 27 de febrero de 2005 en «Milenio Diario»
columna: «se descubrió que...»

 

"Si pones al volante a un joven de 20 años hablando por un celular, sus tiempos de reacción son los mismos que los de una persona de 70 años sin celular. Es como envejecer instantáneamente", dice David Strayer, de la Universidad de Utah y principal autor de un estudio que comprobó el mayor riesgo de accidentes. "Si quieres volverte viejo realmente rápido, habla por celular mientras manejas", añade Frank Drews, otro de los autores.

En el estudio se colocaron jóvenes de 18 a 25 años en un simulador mientras hablaban por celular: reaccionaron ante las luces de freno encendidas en el auto frente a ellos tan lentamente como la gente de 74 años sin celular. Los resultados se publicaron en el número de invierno de Human Factors, la revista de la Human Factors and Ergonomics Society.

El mismo equipo cobró fama en 2001 por un estudio que muestra cómo los teléfonos "hands-free" (que dejan manos libres) son tan distractores como los que deben sostenerse. La razón de que así ocurra es la "ceguera por desatención": quienes manejan miran la calle o la carretera sin realmente verla porque van distraídos por la conversación telefónica.

En 2003, el equipo presentó a una reunión científica un estudio donde mostraban que un chofer hablando por celular era más peligroso que un chofer borracho con niveles de alcohol superiores a 0.08. Mayor información en http://www.utah.edu/unews

Algas reducen el riesgo de cáncer de pecho

La vegetación marina que vemos arrojada en las playas y mecida por las olas, el kelp o algas, reducen los niveles de una hormona relacionada con el cáncer de pecho. Un reciente estudio conducido por investigadores de la Universidad de California en Berkeley ha descubierto que las algas marinas reducen el estradiol en ratas. "Las algas cafés llenan más del 10 por ciento de la dieta japonesa", dice Christine Skibola, autora principal del estudio. "La soya ha acaparado la mayor atención, pero nuestro estudio sugiere que las algas pueden también contribuir a las reducidas tasas de cáncer entre las mujeres japonesas".

Skibola previene contra el consumo excesivo de algas: "Los niveles de yodo y de metales pesados contenidos en las algas no las hacen recomendables para mujeres embarazadas, amamantando o con hipertiroidismo".

La investigación se dirige ahora a aislar los componentes activos del kelp o algas marinas, para evitar así la toxicidad del yodo y los metales. Hay esperanza de que pronto se obtenga un tratamiento contra el cáncer dependiente de estrógeno, si bien todavía debe probarse su efectividad en humanos.

Crean virus obedientes

Rochester, Minn. Un equipo internacional de la Clínica Mayo ha transformado el virus del sarampión en asesino terapéutico que busca y destruye las células cancerosas. Los resultados de la investigación aparecen en el número en circulación de Nature Biotechnology: www.nature.com/nbt/.

Empleando técnicas de bioingeniería, el equipo programó el virus del sarampión para buscar células cancerosas. Inventó una "etiqueta molecular" que permite producir virus "reetiquetados" capaces de destruir tumores, y esta innovación fue la clave para producir estos virus masivamente. "La investigación en esta área estaba en un impasse. Ya no".

Los virus parasitan las células para reproducirse. De ahí su capacidad infecciosa. El virus del sarampión llamó la atención hace años, cuando se descubrió que cierta cepa empleada internacionalmente para vacunas tenía actividad anticancerosa natural. Ahora los investigadores trabajaron un método que dirige el virus sólo contra células cancerosas y no contra las sanas. "Y tuvimos éxito", dice el doctor Russell, al frente del equipo. Para las últimas noticias lanzadas por la Clínica Mayo abra http://www.mayoclinic.org/news

También con VIH

Otro virus empleado en forma similar es el VIH, responsable del sida. Un equipo de la Universidad de California en Los Ángeles ha empleado virus sin poder infeccioso para combatir metástasis de melanoma, un cáncer de piel. Los científicos añadieron luciferasa, la proteína que hace brillar las luciérnagas de noche, para rastrear el virus por el torrente sanguíneo hasta los tumores de pulmón en ratones. La luciferasa vuelve resplandecientes las células cancerosas a través de músculos, huesos y piel. Es un método no invasivo que permite identificar tumores. Será posible fortalecer la vigilancia del sistema inmunitario en las cercanías de tumores, localizar con exactitud células cancerosas y destruirlas.

 

la talacha fue realizada por: eltemibledani
 

1944 - 2016

 

 

ÍNDICE DEL BLOG

milenio diario

la crónica de hoy

la jornada

revistas

misceláneo

 

etiquetas:


pasaron por aquí

están en línea


la plantilla de este blog es el "pizarrin" donde, durante sus ratos de ocio, eltemibledani hace sus pininos modificando el xhtml fuente.

elsacaborrachos

páginas vistas