Tiempo de Greenwich y UTC

publicado el 23 de septiembre de 2012 en «Milenio Diario»
columna: «se descubrió que...»

 

Ayer, sábado 22 de septiembre, ocurrió el equinoccio de otoño a las 14:49 UTC. Los rayos solares cayeron en exactamente la misma posición que en el equinoccio de primavera y en los puntos sobre del ecuador el sol alcanzó el cenit: con un cordel y un peso, el cenit sería el punto a donde llegaría el cordel si lo prolongamos hasta la bóveda celeste, o asómese a un pozo que tenga la superficie del agua a varios metros de profundidad: cuando se refleje el sol en el centro está en el punto más alto, en el cenit. Una estaca recta a plomo, no proyectará sombra.

En el ecuador, el cenit ocurre dos veces, una en cada equinoccio; en otros puntos, hacia los trópicos, la separación se va acortando hasta que, sobre cualquiera de los trópicos, el cenit ocurre en un solo día del año: al mediodía del solsticio de verano. Este hecho dio a Eratóstenes, en Alejandría, la idea de que la superficie terrestre era curva y con geometría de Euclides logró medir la circunferencia terrestre 250 años antes de Cristo. Pasado el trópico, el sol nunca alcanza el cenit.

¿Por qué no hubo multitudes destrozando pirámides con sus botines de escalador para "cargarse de energía"? Sobre Teotihuacán la luz fue la misma. La razón es sencilla: porque es una tontería sin sentido alguno.

¿Por qué es una hora tan precisa la del equinoccio? ¿No fue todo el día 22? El equinoccio es un instante. Visto desde el espacio y si la Tierra no tuviera atmósfera, sería el momento en que la línea divisoria de día y noche, luz y sombra, pasa exactamente por ambos polos.

Un amigo lector me dice que sigue mencionando a sus alumnos el tiempo como "tiempo de Greenwich", GMT. ¿Es lo mismo que UTC? Esas siglas significan Universal Time Coordinated y es el tiempo sin considerar horario de verano. Por eso, aunque de Londres nos separan 6 horas más, los horarios de los Juegos Olímpicos los debíamos calcular con 5 horas menos y no 6 para la hora central de México. Coinciden ambas mediciones cuando volvemos a la hora de otoño-invierno.

Que la hora se calcule a partir de un meridiano 0 (cero) que es el que pasa por el suburbio de Londres llamado Greenwich (gruínich, no gringüich) ¿es a causa del imperialismo inglés? No. El motivo es menos politizado: geométrico y geográfico: nadie quiere que dentro de su país sean las 2 pm del domingo en una región al oeste, digamos Sinaloa en México, y las 3 pm en el DF pero del sábado anterior. Y en algún lugar del planeta eso debe suceder. Con un poco de imaginación se ve:

Cuando en el horario central de México son las 8 pm del sábado en la mayor parte de Europa hay 7 horas más, las 3 am del domingo. En la India, de la que estamos a 180 grados, serían 12 horas más: las 8 am del domingo. Ahora viene lo divertido:

Siga avanzando hacia el Este por cada huso horario: las 9 del domingo en el siguiente, las 10... Y así llegamos a Tijuana: las 6 pm del domingo. Eso da para el DF las 8 pm del domingo... ¿Pero no comenzamos en sábado? En algún lugar del planeta se debe pasar de, digamos, las 3 pm del domingo a las 4 pm del sábado. Nadie quiere ese horror en su territorio. Pero el planeta tiene el más enorme océano, el Pacífico, donde soy hay islas. Así pues, que se jodan las islas y un barco haga una hora de una a otra, pero del día anterior o del siguiente, según la dirección. Como muchos archipiélagos conforman unidades políticas, protestaron. Entonces la solución fue hacer una línea quebrada que deja en el mismo día una nación isleña. Es la Línea Internacional de la Fecha o del Tiempo.

A nadie le importó poner orden hasta que el comercio mundial exigió horarios no arbitrarios. El italiano Giuseppe Barelli, con el seudónimo de Quirico Filopanti, publicó Miranda en 1858, donde presenta la idea de dividir el globo terráqueo en 24 gajos de 15 grados, con una hora más en el sentido de la rotación terrestre: Oeste-Este, y una menos al ir de Este a Oeste. Por supuesto, el meridiano 0 era el de Roma. Barelli peleó en las guerras de unificación de Italia, unificación cuyo mayor obstáculo fueron los llamados Estados Pontificios: un reino que tenía por monarca absoluto al Papa. Giuseppe Garibaldi encabezó esas guerras.

Pero no se extendió el empleo de los husos horarios de Filopanti hasta la Conferencia Internacional de Washington, en 1884.

Si llegó hasta aquí fue porque no le resultó aburrido el ejercicio de imaginación, ahora siga esa línea, ese meridiano donde cambia la fecha, y páselo por el polo, baje por Atlántico (está siguiendo un círculo sobre la esfera terrestre): la primera tierra que se encuentra es Inglaterra (parte de la Gran Bretaña) y poco al sur pasa por la orilla Este de Londres: sobre Greenwich y allí hay un observatorio. Voilà!

Gustavo Rivas

Ahora que el conflicto "culminó de manera pacífica y consensada", según comunicado del gobernador de Guerrero, ¿cómo va la investigación sobre el asesinato de Gustavo Rivas, quemado vivo por los normalistas de Ayotzinapa que intentaron incendiar la gasolinera donde él trabajaba?

 

la talacha fue realizada por: eltemibledani
 

 

ÍNDICE DEL BLOG

milenio diario

la crónica de hoy

la jornada

revistas

misceláneo

 

etiquetas:


pasaron por aquí

están en línea


la plantilla de este blog es el "pizarrin" donde, durante sus ratos de ocio, eltemibledani hace sus pininos modificando el xhtml fuente.

páginas vistas

google+

desquehacerados