La burla de Encinas

publicado el 27 de junio de 2011 en «Milenio Diario»
columna: «la calle»

 

Vi unos 30 segundos del debate entre candidatos del Estado de México. Alejandro Encinas explicaba que no habían tenido alianza con el PAN porque eran como el agua y el aceite. ¿Es burla, Alejandro? ¿Nos crees estúpidos? Cuando están de por medio los principios ni siquiera llega a mencionarse una alianza, no se negocia, es impensable. Y en el Estado de México se habría dado de no mediar el dinamitero López Obrador, a quien conviene impulsar a Peña Nieto para el 2012 porque está convencido de ganarle con facilidad, pues de que va, va.

¿Y Oaxaca y Puebla? PRD y PAN fueron juntos y ganaron... con un candidato salido del PRI. En Durango van juntos con candidato también salido del PRI, José Rosas Aispuro; en Nayarit, la alianza se ha hecho y deshecho porque no son agua y aceite, Guadalupe Acosta Naranjo, del PRD, insiste en una alianza "de facto" con el PAN... que lleva de candidata a Martha Elena García, diputada federal ¡del PRD! En Hidalgo van a las municipales. ¿Agua y aceite? Más bien aceite y vinagre: vinagreta.

En Coahuila negociaron ampliamente, así que no había diferencias ideológicas, sino de reparto del hueso. Son "agua y aceite" cuando te lo ordena tu patrón, López Obrador, a quien le conviene fortalecer a Peña Nieto en el Estado de México, por eso, no por principios, dinamitó la alianza que PAN y PRD habían tejido laboriosamente. Vemos los restos del Partido Comunista mangoneados por un priista de toda su vida, compositor del Himno al PRI y presidente del PRI-Tabasco, que no abandonó el PRI sino cuando no le dio chamba, tu Peje. ¿Por qué Oaxaca y Puebla sí, pero Estado de México no? Porque AMLO así lo quiere en su juego donde eres peón que mueve y sacrifica a su gusto. Y sacrificarte ya lo hizo.

Hemos visto gobernar al PRD. Ha repetido lo peor del PRI: han pasado lista a los viejitos becados con 700 pesos en los mítines de AMLO, han hecho obra milmillonaria sin concursar y ocultando sus costos, hemos visto a Encinas alquilando grandes carpas y excusados portátiles para el plantón Zócalo-Reforma, los hemos visto agujerear el concreto nuevo para plantar las carpas... que estuvieron vacías todo el tiempo. Los hemos visto impartir justicia haciéndole a un empresario extorsionado, Carlos Ahumada, lo que Díaz Ordaz y Echeverría no le hicieron a Encinas.

Han pasado tres largos años de la tragedia del New’s Divine, donde nueve adolescentes pobres perdieron la vida en un "operativo" policial del PRD que no tenía otra finalidad que llevarlos presos, sin delito alguno, y exigir a los padres un rescate. Las órdenes contradictorias de la policía dejaron también tres policías muertos, por asfixia, en las escaleras a donde eran empujados los jóvenes desde abajo e impedidos de salir desde arriba porque no habían vuelto los camiones en que iban a llevarlos detenidos. El dueño del local perdió su patrimonio. No hay un solo responsable preso.

¿Y el bar Lobohombo, incendiado y con decenas de muertos? Participó en la campaña del PRD para hacer delegada a Dolores Padierna, como demostraron en su momento fotos y videos, por eso tenía sus papeles "en orden"... con puertas de emergencia cerradas con cadenas y personal que impidió la salida de los clientes porque no habían pagado la cuenta... ¿Cuántos empleados de la Delegación Cuauhtémoc están presos por certificar lo incertificable? Ni uno solo.

Y los tres jóvenes investigadores linchados en Tláhuac, DF, con dos de ellos quemados vivos ante las cámaras de tv que sí llegaron a donde la policía de Marcelo Ebrard no pudo llegar, y la delegada Fátima Nosequé, presente y que decidió huir taconeando "a levantar un acta" en vez de enfrentar, con la gente a su cargo, a la multitud azuzada por guerrilleros con el cuento de unos "robachicos".

***

Hubo brindis por el cambio de nombre de Público-Milenio a Milenio Jalisco. Vinieron los directores del DF. Carlos Marín me llamó al verme, pero estaba él con el gobernador y respondí como AMLO, lo que diga mi dedito, y dije no. Cuando me acompañó a salir, le expliqué: "Querido Carlos... ¿Querías que Emilio se nos vomitara encima cuando yo tuviera que darle la mano?", por aquello del asquito. Me aguanté las ganas porque le tengo gran afecto a Marín y lo hubiera hecho quedar mal.

***

"Una linda chica les contó a sus amigas: Por fin encontré un muchacho dulce, cariñoso, sensible, considerado y detallista. Desgraciadamente él ya tenía novio..." Catón (antes de la marcha del sábado).

De cómo los ricos lo vuelven a ser después de la Revolución, Olga (Planeta, 2010).